Blogia
El blog de Silverfox

Algunas explicaciones al elevado paro español

    En los últimos meses, se ha hecho público que el paro en España supera el 20% de la población activa, una situación que no se producía desde hacía más de 10 años (en 1994, llegó a rozar el 25% y, a partir de ahí, empezó a bajar gradualmente, con más rapidez a partir de 1996, cuando el PP accedió al poder).

    La razón más importante es la existencia de una enorme burbuja inmobiliaria y financiera, que generó una apariencia de crecimiento rápido. Aquí hay que tener en cuenta el modelo instaurado en el mundo donde las entidades financieras bajo dominio de los Bancos Centrales disponen de doble función: de préstamos y de custodia, que ha llevado que estos bancos o cajas "zombies" dificulten la circulación óptima del dinero. Además, como gran parte de estas entidades "zombies" se han convertido en las mayores inmobiliarias, no permiten un ajuste real del sector del ladrillo en precios. Con lo que el ajuste se realiza por actividad. Además, la economía española necesita una deflación de precios -concentrado en el ladrillo- para que funcione la deflación de salarios que se produce ahora (tenemos en muchos productos y artículos unos precios de los más altos del mundo, superiores incluso a los de Alemania o los países escandinavos, unidos a unos salarios de los más bajos de Europa e incluso similares a los de Marruecos o muchos países latinoamericanos en algunas profesiones).

    Hay otra serie de elementos que refuerzan esta complicada situación:

    - Inmigración masiva procedente de países del Tercer Mundo (especialmente África y   Sudamérica), que se concentró en sectores de baja productividad y escaso valor añadido. Los que han sufrido gran parte del desempleo.

    - Un sistema de pagos carente de homogeneidad y diferente al modelo europeo (sin pagos más allá de 60 días). Con la burbuja, se tapaba con el crédito. Ahora mismo con los retrasos e impagos, se paraliza la circulación óptima del dinero, con lo que, se dificulta la creación de actividad y de empleo.

    - Una legislación laboral que permite:

    - Quiebras de muchas PYMES por no poder ajustar sus plantillas.

    - El primer criterio para despedir es el menor coste de despido, con lo que provoca incentivos perversos en la productividad (por ejemplo, que se mantenga a trabajadores apalancados, que llevan años sin aportar nada nuevo, porque tienen contratos blindados y despedirlos costaría mucho dinero a la empresa, mientras jóvenes altamente preparados, productivos y sacrificados que trabajan por medio de becas o contratos por obra y servicio son los primeros en irse). 

    - Con la reforma laboral la máxima indemnización que se aplica a los nuevos contratos de 33 días (al no poder ser amortizada) es aún alta para las PYMES, con lo que se sigue la norma tácita en la burbuja: nadie fijo salvo caso muy necesario. Con lo que, el poco empleo que se crea es inestable y precario.

    - Carga fiscal en el factor trabajo. Mucho empleo informal (o economía sumergida) que hay en España es por que no se pueden pagar las cotizaciones sociales. Además al tener poca carga fiscal los propietarios de bienes inmuebles -viviendas, locales comerciales- no se fomenta la actividad productiva, sino la especulación. El resultado: Miles de metros cuadrados en manos muertas, sin ser utilizados.

    - Más otras decenas de causas (entre las que se pueden enumerar las siguientes: educación, I+D, facilidad de creación de empresas, política de financiación de empresas, cultura económica) hace que España tenga paro estructural incluso en la burbuja donde hubo sectores con pleno empleo. Pleno empleo hubo en el crecimiento que se dio en el tardofranquismo (desde finales de los años 50 hasta la muerte de Franco, cuando se desarrollaron bastantes sectores industriales y crecíamos a tasas chinas, si en décadas posteriores se hubiese encauzado mejor ese desarrollo, podríamos habernos convertido en la Corea del Sur europea, un país con una industria potente y sectores de alto valor añadido que exportan grandes cantidades), aunque fue en parte gracias a la emigración de decenas de miles de personas, muchas de las cuales regresaron pero con divisas que invirtieron en la economía nacional.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres